Sign in / Join

Chile va a segunda vuelta

Las elecciones presidenciales en Chile se celebraron el 19 de noviembre y ningún candidato llega al 50% necesario para ganar el primera ronda

Tras los comicios desarrollados el día Domingo 19 de Noviembre del presente año, ningún candidato logra obtener la cantidad de votos necesarios para constituirse con el gane en la primera ronda. Todos los candidatos se alejan del cincuenta porcentaje necesario y para el próximo 17 de Diciembre se celebrará la segunda ronda entre el oficialista Alejandro Guillier y el expresidente Sebastián Piñera.

Las encuestas apuntaban a que Sebastían Piñera se iba a llevar la presidencia en la primera vuelta, sin embargo, con un 36,34% de los votos, se aleja de su segunda victoria por la presidencia. Por otro lado Alejandro Guillier alcanza el 22,20% de los votos, posicionándose de segundo, así como se esperaba en las encuestas. La gran sorpresa fue sin duda alguna, el partido Frente Amplio quien tan solo con un 20,27% con la candidatura de Beatriz Sánchez, se posicionan detrás de la segunda mayor fuerza política en el país.

Chile se fragmenta y sus sistema crece

Pese a el alto abstencionismo, donde solamente un 46% de la población acudió a la urnas en estas elecciones. Se espera que estas elecciones generan visiones sobre el rompimiento del sistema binominal en Chile, que se había asentado como los resultado generales desde que finaliza el período de Augusto Pinochet.

El principal índice para identificar este quiebre regular es la cantidad de votos obtenidos por el Frente Amplio, que en contra de todas las encuestas se fortalece como la tercer fuerza política más grande en Chile. Tras estimarse que su representación en las urnas sería de tan solo 10% de los votos, sorprende solamente a dos cifras porcentuales de presenciarse en la segunda ronda contra Sebastián Piñera.

Cambios en el sistema electoral

Dentro de los cambios significativos desde el rol electoral, a grandes reflejos se menciona que por primer vez se aplica una cuota donde ni Hombres ni Mujeres pueden acaparar el 60% de las candidaturas. El resultado fue efectivo, volviéndose la fuerza femenina un 33% de las personas que corren por algún puesto.

También se menciona una nueva normativa que fiscaliza la inversión en las campañas políticas. De esta forma se advierte que las campañas ya no serán "sucias" tema que sale reiteradamente entre los diputados; esta prevención va dirigida a generar una mayor confianza en los miembros del plenario y transformar las políticas a un esquema más transparente.

Además, uno de los cambios significativos es la nueva implementación del voto en el extranjero por primera vez en la historia de Chile. Esta implementación será para votar por la presidencia. Esta discusión giró entorno a que la ciudadanía chilena declara obligatorio ejercer el voto, pero las personas en el extranjero no podían participar de la misma.

Piñera vs Guillier: ¿a dónde va Chile?

La confrontación entre ambos mandos posicionan a ambos candidatos con patrones homogéneos comunes, por ejemplo: se alinean al centro, Guillier en una guía más a la izquierda repitiendo el patrón que ha desarrollado Michelle Bachelet. Por otro lado, Piñera pinta más a una línea de derecha. Se constituyó como favorito desde meses atrás y tras su período de gobierno del 2010-2014, polarizó aún más el espectro chileno, considerándose una fuerza hegemónica pero no suficiente en Chile. Ambos son personajes mayores de sesenta años. La gran diferencia entre ambos, es que Guillier probablemente sea apoyado por la coalición de izquierda en el país. Mientras que el multimillonario Piñera, cuyo patrimonio es estimado en cerca de 2,300 millones de dólares buscará asentarse en su gestión anterior como presidente y negociaciones con corporaciones chilenas.

La dirección que llevará Chile, sin duda alguna será hacia un gobierno abiertamente de centro, cuyas diferencias sustanciales serán los temas de Derechos Humanos, debate entorno al aborto y la privatización o privación de concesiones públicas del gobierno a empresas de consumo.

Comments

comments

Emmanuel Prado