“Urge mirar con otro lente los grandes desafíos en desarrollo humano del país”.

Así titula el Estado de la Nación el comunicado de prensa donde anuncia la publicación de su vigesimosegundo informe. A grandes rasgos el estudio concluye que los avances en desarrollo humano a nivel país son “inerciales” y “dispares”, “con una creciente erosión en los fundamentos del estilo de desarrollo, que comprometen los logros históricos y la situación general de Costa Rica“. El reporte señala que los poderes del Ejecutivo son endebles y que el enmarañamiento político en un marco de fragmentación partidaria en el Legislativo flaco favor le hace al progreso de la nación. El EDLN hace un llamado a un mejor proceder de los actores involucrados en el marco de la coyuntura electoral del 2017 en aras de desentrabar el sistema político y mejorar la calidad del debate: “Es una oportunidad para definir la manera en que el país afrontará los compromisos que asumió al suscribir los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) propuestos por la ONU y su cumplimiento para el año 2030“.

El EDLN XXII subraya la necesidad de mejorar las oportunidades laborales para aumentar la productividad del país. “Pese al crecimiento económico de largo plazo (cercano al 4%), la productividad ha sido persistentemente baja y en sectores poco demandantes de empleo“. De ahí que el EDLN sugiera la pronta atención de la fuerza laboral no calificada, visto que no pueden moverse entre actividades y se emplean en sectores de poco crecimiento, “carentes de políticas de fomento, como las que benefician a los sectores más exitosos“.

Sostenibilidad

Con respecto a la deuda en el equilibrio ecológico del país, se presenta un grave problema estructural que es la insostenibilidad de los patrones de uso del territorio, particularmente en el modelo de ciudad que se ha creado, el mantenimiento de prácticas poco amigables con el ambiente en la agricultura, y el uso y protección de recursos como el agua y la energía.

El Informe indica que el atraso para generar respuestas está comprometiendo seriamente el desarrollo humano sostenible. “Por ello, la sociedad costarricense requiere conocer a fondo los problemas nacionales, cómo debatir sobre estos y en qué contexto político se inscriben“. De ahí que, nuevamente, se haga especial hincapié en la importancia de que los partidos políticos hagan propuestas concretas y profundas de cara a las siguientes elecciones, partiendo además de la necesidad de llegar a acuerdos.

Descontento ciudadano

El análisis del EDLN concluye que pese al “notable descontento entre la ciudadanía” no se puede prever que genere riesgos manifiestos o inmediatos a la estabilidad democrática en caso de que persistan los actuales escenarios económicos, sociales, y políticos. Se destaca también que por primera vez desde el 2011 la protesta ciudadana salió de un largo período de conflictividad. Además, “no existe una sola forma de malestar, sino que hay muchos perfiles, niveles y objetos del descontento entre la ciudadanía“.

No obstante, lo anterior no significa que el país esté exento de la desestabilización. Una severa crisis fiscal que impacte las condiciones de vida y trabajo de muchas personas podría cambiar rápidamente el panorama.

 

El informe también destaca que, a pesar del descontento ciudadano, el país logró mejorar “en ciertos aspectos”

Se mantuvo la estabilidad monetaria y un moderado crecimiento económico, acompañado de un marcado aumento en la Inversión Social Pública.

 

 

Palabras finales

El EDLN XII hace un especial énfasis en la importancia de que los partidos políticos enfrenten el siguiente proceso electoral con la seriedad del caso. La apatía y el descontento de la ciudadanía no se deben pasar por alto: “dicho proceso reclama un cambio en el contenido y orientación del debate público, para no desperdiciar el “capital político” que representa contar aún con el apoyo de la ciudadanía a la democracia“. Además: “esa coyuntura debe ser propicia para impulsar cambios estructurales que relancen el desarrollo humano sostenible y, a la vez, permitan superar la lentitud con que se ha caminado y la insuficiencia de los avances logrados en los últimos años“.

De ahí que se plantee este informe desde la necesidad de “mirar con otro lente” los temas sustantivos del desarrollo humano. A fin de colaborar con este proceso el Programa Estado de la Nación creará una vez más una plataforma de información y análisis electoral para que la ciudadanía conozca y dé seguimiento a las promesas de los partidos políticos. “Esta nueva versión aprovechará la experiencia anterior para mejorar los contenidos y la difusión de este sistema; generará instrumentos de fácil acceso para que la gente valore la credibilidad de las propuestas y la afinidad de su propio pensamiento con el de los partidos y candidatos“.

Conozca más sobre el Vigesimosegundo Informe Estado de la Nación en www.estadonacion.or.cr/22
Diego Delfino

Director Delfino.cr

Comments

comments